Salud y Buenos Alimentos
 


   Salud y buenos alimentos | Artículos

Artículos » Dejar de fumar

 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 voto(s), promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Dejar de fumar


Dejar de fumar
Es más que probable que un fumador impenitente haya experimentado en algún momento la sensación de “vivir cansado” y se haya dado cuenta, sin necesidad de recurrir a la lectura de estudios científicos, de que fumar reduce las horas de descanso nocturno además de afectar a la calidad del sueño. Y que, asimismo, el descanso inadecuado influye negativamente en el metabolismo de su organismo derivándole otros problemas.

Es también sabido que la nicotina y el monóxido de carbono aceleran el ritmo cardíaco y espesan la sangre, aumentando el riesgo de coagulación de arterias y venas. El consumo de tabaco exige un sobreesfuerzo al corazón propiciando un endurecimiento de los vasos sanguíneos y la acumulación de colesterol en ellos, lo cual, además de llevar asociado un aumento del riesgo de infarto, puede sumarse a la ausencia de actividad física y el consecuente sobrepeso, para mermar significativamente la energía vital.

Las miles de sustancias nocivas presentes en el humo del tabaco, entre las que destacan por su peligrosidad el alquitrán, la nicotina, el monóxido de carbono, el ácido cianhídrico o el amoníaco, son las responsables de numerosos problemas de salud que van desde bronquitis, trombosis, enfisema, hipertensión o trastornos cardíacos hasta complicaciones más severas, irreversibles en muchos de los casos, como el cáncer de boca, garganta, laringe o pulmón.

El problema del tabaquismo se ve agudizado además por la dependencia psíquica y física que genera el tabaco en las personas que lo consumen habitualmente, por ser la nicotina (responsable de la adicción) una droga estimulante del ánimo y la confianza del fumador, fundamentalmente en las situaciones sociales. Sin embargo, y contrariamente a lo que pudieran pensar los fumadores que son conscientes de esta circunstancia, el ex fumador verá reforzada su autoestima tanto por el hecho de vencer la dependencia como por la satisfacción de encontrarse bien físicamente. Asimismo, habrá visto recompensada su fuerza de voluntad al poder disponer cada mes de una cantidad de dinero extra nada despreciable.

Si el lector es fumador y ha llegado hasta este punto en su lectura, es posible que se esté planteando dejar de fumar. Si es así, deberá saber que sólo teniendo presente en cada momento los beneficios de dejar de fumar así como los perjuicios de no hacerlo, tendrá sentido dar el primer e imprescindible paso para dejar de fumar: tomar la decisión.




Sin comentarios a “Dejar de fumar”

Dejar un comentario

Por favor, tenga en cuenta: Los comentarios están bajo moderación por lo que puede transcurrir algún tiempo desde que se envía hasta que finalmente se muestra, si es aprobado. La paciencia es una virtud, no es necesario volver a enviar su comentario.








Copyright © 2011-2017 | Aviso legal | juananvilla.es | panoramacreativo.com